Me Gusta Fumar

Lo llaman Democracia y no lo ES

Los artículos serán publicados sin editar

En caso de leer una barbaridad avisarnos y la solucionaremos con la máxima brevedad posibe.

Dignidad

Google ha decidido que el naturismo no es aceptable en España

Google censuró la Web de la Federación Española de Naturismo.  Al censurar esta Web, censuró todas las asociaciones locales en España que se dedican a promover el naturismo como estilo de vida.  La Web de la Federación Española de Naturismo es http://naturismo.org.  Mi asociación de naturismo es la Asociación Para el Desarrollo Naturista de la Comunidad de Madrid con Web http://naturismo.org/adn  Tanto el 19 de junio del 2010 como el 20 de junio la única forma que encontré de encontrar la página de la asociación naturista a la cual pertenezco fue buscar naturismo org adn en Google.  El 26 de junio de 2010, ADN había vuelto ala primera página con la búsqueda naturismo madrid.  Hay una discusión en inglés en los foros de Google acerca de que esta empresa censure el naturismo en España. Google tiene un poder casi infinito sobre lo que se muestra en Internet.  Es responsable de más del 90% de visitas originadas por motores de búsqueda en todas las Web de Internet.  Si Google decide que una Web desaparezca, entonces es muy difícil que gente que no la conozcan muy bien de antemano, aterricen en ella.

Google tiene unas reglas estrictas para que condiciones mínimas debe de reunir una Web para que merezca aparecer en sus resultados de búsqueda.  Por ejemplo todo el texto de la Web ha de ser visible.  Es muy fácil en el diseño Web, ocultar texto a los ojos de los visitantes.  Este texto oculto es procesado por los robots de los motores de búsqueda.   La ordenación de los resultados de búsqueda es influida por la frecuencia de las palabras claves buscadas en el contenido de la página.  Texto oculto puede engañar a los motores de búsqueda para mostrar páginas cuyo texto visible no tienen nada que ver con lo que se ha buscado.  Esto es algo que me irrita en mis búsquedas.  Aterrizar en una página que no dice nada interesante.  Otra forma de engañar a los motores de búsqueda es que se haya diseñado un contenido para seres humanos y otro para los rastreadores.  Otra razón por la cual se elimine una Web de los motores de búsqueda es que no haya medidas de seguridad para evitar el spam.  Los que se dedican a colgar publicidad no deseada en Internet son expertos y si no hay medidas de seguridad en la página Web pueden llenar una página de comentarios pornográficos sin que se enteren los propietarios de la Web.

Una empresa en Internet que se dedica a vender productos Online, si es eliminado de las búsquedas de Google pierde mucho de su negocio.  Google tiene el poder de decidir si una empresa que venda en Internet sobrevive o muere.  Es mucho poder.  Por desgracia tanto poder puede suponer un atentado contra la libertad de expresión.  Por hacer cumplir unas reglas quisquillosas puede acallar cualquier tipo de opinión.  Google de hecho decide que información está permitida en Internet.

Google suele avisar que una Web infringe sus reglas arbitrarias mandando un correo electrónico a la dirección de correo electrónico que hay asociada al dominio cuando se registró.  Eso sí, a Google le da lo mismo si ese correo electrónico fuera recibido o no.  Google ofrece muchos servicios de calidad para los propietarios de páginas Web.  Uno muy bueno es http://google.com/webmasters Ahí muestra a los propietarios toda la información relevante a como Google se relaciona con esa Web. Informará además al propietario de la Web con antelación de sus sospechas de que incumple sus reglas antes de borrarla de sus resultados de búsqueda.  A través de http://google.com/webmasters es la única manera que tiene el propietario de una página Web que haya sido eliminada de los resultados de búsqueda para solicitar que vuelva a aparecer en una posición decente en los resultados de búsqueda.  Google gana una cantidad de dinero cada año que es totalmente incomprensible para mí por su magnitud.  Aún así es muy difícil para el internauta comunicarse con Google.  Hay medios, pero es necesario buscar con acierto para encontrarlos.  Me encantaría que fuera fácil establecer una conversación con empleados de Google.  Qué hubiera un enlace en la página principal para enviar un correo que fuera contestado.  Me encantaría que desde la página principal de Google se podría ver toda las Web eliminadas de los resultados de búsqueda y que cualquiera pudiera apelar la decisión de censurar una página en particular por incumplir unas reglas arbitrarias.

Yo soy miembro de la Asociación de Defensa del Naturismo, la rama madrileña de la Federación Española del Naturismo.  El naturismo es estar cómodo con el cuerpo desnudo.  Es que carezca totalmente de importancia si una persona está vestida o desnuda.  Es desvincular las relaciones sexuales de los cuerpos desnudos.  Es luchar para que la sociedad no le dé connotaciones sexuales a la falta de ropa.  Es disfrutar de la sensación del aire y del sol y del agua por todo el cuerpo.  Es estar en paz con la naturaleza.

Google censuró el naturismo en España.  A saber que supuesta falta han cometido en su Web la Federación Española de Naturismo.  Dudo mucho que hayan actuado en mala fe.  Es demasiado poder que una empresa pueda hacer desaparecer de los ojos de la sociedad un estilo de vida.  Google tiene ese poder.  Tiene el poder de quebrar empresas.  Tiene el poder de definir sin forma de apelación lo que es libertad de expresión aceptable.  Las formas de pensar que son meritorias de ser leídas son únicamente las que dice Google. Es la empresa que rige lo que se encuentra en Internet.

Google censuró mi manera de vivir.  Supongo que la Federación Española de Naturismo haya desaparecido de Internet porque la dictadura de Google ha decidido que no cumple con sus reglas arbitrarias.  Tanto poder.  Dudo que esta asociación naturista haya infringido estas reglas arbitrarias en mala fe.  El error humano es de lo más habitual.  No es mala fe.  Es falta de conocimiento.  Es una falta total de moral ser tan intolerante con algo tan humano como equivocarse.  Me alegra mucho que mi Federación haya vuelto a aparecer en mis resultados una semana después.

Google decidió que en España ha de estar prohibido el naturismo.  Google decidió que no se debe poder disfrutar de que estar desnudo carezca de importancia.  Google decide que estilos de vida han de estar permitidos en la sociedad.  Afortunadamente una semana después cambió de opinión.  En España hay una libertad de expresión bastante potente.  Aquí hay una multinacional que calla voces que no infringen la ley española.   La empresa que domina Internet ha hecho desaparecer mi forma de vida de la visión pública de los ciudadanos españoles.

Con mucho amor,

Batiscafo

P.D. 

¿Qué impresión te causa que una empresa de Estados Unidos decida que se puede leer en España?  ¿Es justo que Google pueda quebrar una empresa si le apetece? ¿Es justo que sea tan difícil apelar  decisiones?  ¿Te gusta que sea tan difícil hablar con un ser humano que trabaje para Google?

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Directiva de Cookies