Me Gusta Fumar

Lo llaman Democracia y no lo ES

Los artículos serán publicados sin editar

En caso de leer una barbaridad avisarnos y la solucionaremos con la máxima brevedad posibe.

Dignidad

Desde tu casa a la cárcel

Cada poco tiempo los medios de comunicación informan de que se ha realizado otra redada policial contra la pornografía infantil.  Lo tratan como un escándalo.  Por desgracia es tan fácil obtener pornografía infantil que es posible ir a la cárcel por menos de un minuto de búsqueda.  Las funciones de búsqueda de los más populares clientes de intercambio de archivos hacen trivial conseguirla.  Un minuto de esfuerzo y un año en la cárcel .

No hay una legislación uniforme en todos los países del mundo.  Hay países donde o bien no se persigue la posesión de pornografía infantil o bien, directamente, no está ni siquiera penado.  En esos países, alguien puede compartir uno de estos archivos en las redes de intercambio de ficheros sin ningún miedo a la persecución.  Al ser tan global Internet, todo lo que está publicado en cualquier lugar del mundo es disponible en cualquier parte.
 
Todas las redes de intercambio de ficheros permiten la búsqueda de archivos por nombre.  Hay palabras que están asociadas con la pornografía infantil.  Buscar una de estas devolvería cientos de resultados.  No habrá nada ilegal en la mayor parte de estas archivos.  La persona que comparte un archivo le puede poner el nombre que desee.  A los que son responsables de estos falsos positivos les moverán los mismos impulsos que a los que renombran una película porno, dándola el nombre de una película infantil que saldrá en los cines dentro de seis semanas.
 
Agentes del gobierno se descargan las películas cuyo nombre indique que la posesión pueda suponer delito.  También archivos que han sido denunciados.  Estas películas o imágenes son revisadas por expertos para verificar que hay menores implicados.  Si en efecto se tratase de pornografía infantil, lo comparten en estas redes utilizando un cliente modificado.  Este cliente registra todos los datos de los que se intentan bajarse el fichero.  También registra si han acabado de descargarse el archivo.  El cliente que usan las fuerzas de la autoridad tiene la subida capada.  Nadie va a ser capaz de obtener el archivo de ellos.
 
Los clientes de intercambio de ficheros, al compartir  un fichero, revelan mucha información.  Se identifica inequívocamente el fichero, no importando que nombre aparezca.  Se sabe con certeza que se trata de un fichero cuya posesión es delito.  También se revela, sin lugar a la duda, cuanto del fichero se ha descargado.  En otras palabras, las fuerzas policiales tienen la certeza de si te lo estás descargando o si lo estás compartiendo.  Otro dato clave que es la dirección IP.  Este dato revela la dirección postal de la persona que está pagando la conexión de Internet.   Con este dato las fuerzas policiales ya pueden obtener la orden judicial de registro.
 
Es perfectamente posible cometer el delito de descargar pornografía infantil sin saberlo.  Hubo un caso de alguien que denunció haberse bajado un vídeo de bailes que en realidad era pornografía infantil. Hay casos en los cuales los criminales, que a sabiendas compartan estos archivos, les den un nombre distinto,  posiblemente para camuflarlos, posiblemente para reírse de los incautos.  Buscas una cosa completamente distinta y te bajas eso.   Muchos, o bien no pueden, o bien no saben, verificar el nombre verdadero de un fichero.  Muchos ni siquiera verifican la película una vez se la hayan descargado.  Ya estás vendido como la grabes sin verificar el contenido.
 
Menos de un minuto de esfuerzo te puede llevar a la cárcel.  No importa tu motivo.  A ojos de la ley, es lo mismo que te mueva la curiosidad o seas un pervertido o estés buscando una cosa completamente distinta.  Las fuerzas policiales pueden demostrar sin lugar a la duda que tú te has descargado un fichero completo de pornografía infantil.  Hace falta que seas un experto informático para que seas capaz de ocultarlo.  Es muy fácil que te pillen si te descargas cualquier archivo de estos.
 
La pornografía infantil es un delito que está de moda.  Se monta un gran escándalo cuando se desarticula una "red de pornografía infantil".  Unos cuantos imbéciles que pulsaron una vez demasiado su ratón.  Al no existir legislación universal de lo que está penado, hay países donde estos archivos se pueden compartir impunemente.  Debido a la naturaleza internacional de Internet, te los puedes bajar desde cualquier país del mundo.  Te los puedes descargar aún cuando la posesión sea delito.  Debido a la naturaleza de los clientes de las redes de intercambio de archivos, las fuerzas del orden pueden demostrar sin ninguna clase de dudas que tú has cometido este delito.  Uso indebido del ratón en la tranquilidad de tu casa puede perjudicar gravemente tu bienestar.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Directiva de Cookies