Me Gusta Fumar

Lo llaman Democracia y no lo ES

Los artículos serán publicados sin editar

En caso de leer una barbaridad avisarnos y la solucionaremos con la máxima brevedad posibe.

Introducción a Me Gusta Fumar

Todos hemos de tener cabida

Hay mucha gente a la cual le molesta el humo del tabaco.  Aún así es necesario proteger el derecho del fumador para seguir fumando.  A la población no le conviene que un colectivo sea marginado por participar en actividades de las cuales desaprueba el gobierno.  En nuestra sociedad ha de haber lugar para todas las actividades aunque haya gente a la cual moleste.  Si no la sociedad va derechita al fascismo.  

Es cierto que hay gente a la cual le molesta el humo.  Es cierto que mayor parte de la población no fuma.  Es lógico que en la mayor parte de los sitios no se permita fumar.  Aún así, si a mí me resultase difícil encontrar un sitio donde fumar, me estarían discriminando.  Yo tendría la certeza de que esto ocurriría por un afán de humillar al fumador.  Tendría muy poco que ver con proteger la salud pública.  Tendría que ver con marginar un grupo que es mal visto.

Muchos tenemos una afición que sea mal vista por algunos.  Pero tenemos derecho a decidir sobre nuestras vidas.  Si la sociedad les hace caso a esos mete se en todo, que abogan restringir libertades y prohibir, cada vez estaremos en una sociedad menos libre.  Una sociedad donde habrá cada vez menos sitio para encontrar cosas para hacer la existencia llevadera.  Una sociedad diseñada cada vez para una proporción menor de los ciudadanos.  Muchos tenemos aficiones mal vistas por algunos.  Que nos dejen practicarlas libremente.  Que nos dejen en paz.

Si el afán de los gobierno fuese únicamente el que fuese fácil encontraren un sitio donde no se fumase, pues seguiría siendo fácil encontrar lugares públicos donde se puede fumar.  Varios gobiernos han impuesto prohibiciones totales en lugares públicos.  Varios gobiernos hasta limitan los lugares del exterior donde se puede fumar.  Han llegado a prohibir fumar en parques públicos y playas.  Hasta han llegado a prohibir fumar en la calle .
 
Alegan que somos una mala influencia para los niños.  No nos quieren ni ver.  Varios gobiernos han decidido que debemos de estar escondidos.  Igualito que los nazis decidieron que los judíos estuviesen escondidos.  Ya sabemos lo que ocurrió entonces.  Esta es la misma dinámica que inició este representante de los ideales de los derechos humanos: Adolf Hitler.  Estamos caminando por la misma pendiente resbaladiza que en la década de los 30 en Alemania.
 
Basta Ya de mierda.  A pesar de que sea fumador, y aunque le pueda joder a alguien, yo soy un ser humano, residente en un país cuya constitución garantiza el que ningún ciudadano sea discriminando.  Para evitar discriminación los gobiernos tienen que andar con mucho cuidado para que a TODO EL MUNDO le sea fácil encontrar algún sitio en el que esté a gusto.  Fumadores, no fumadores, hombres, mujeres, cualquier grupo que haya. 
 
Todo el mundo tiene derecho a tener algunos sitios donde se encuentre a gusto.  No todos los sitios.  Únicamente algunos para que haya cabida para todos.  Si no se hiciese así en España, se estaría atentando contra esta constitución de la cual nuestro estamento político deriva  tanto gusto en nombrar.  O se llega a un equilibrio o se discrimina.  Es así de simple:  equilibrio o discriminación.
 
Batiscafo {moscomment} 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Directiva de Cookies