Me Gusta Fumar

Lo llaman Democracia y no lo ES

artista en redbubble.com

Los artículos serán publicados sin editar

En caso de leer una barbaridad avisarnos y la solucionaremos con la máxima brevedad posibe.

El tabaco

Los cigarrillos pueden significar salud

Fumar cigarrillos en un caso específico mejora mucho la calidad de vida y aumenta considerablemente la cantidad de vida.  Este es el caso de la anemia falciforme, una enfermedad genética que ocurre sobre todo en países tropicales.  Fumar cigarrillos es un medicamento maravilloso para paliar los graves efectos de esta enfermedad hereditaria.

Glóbulos Rojos normales y con Anemia Falciforme
La anemia falciforme es una mutación de la hemoglobina.  Cuando los glóbulos rojos pasan por partes del cuerpo donde hay una concentración baja de oxígeno, la hemoglobina libera el oxígeno que ha capturado cuando la sangre pasaba por los pulmones.  Eso lo hace también la hemoglobina falciforme.  A diferencia de la hemoglobina normal, la hemoglobina falciforme cristaliza cuando pierde su oxígeno.  Se forman grandes pegotes de hemoglobina dentro de los glóbulos rojos que deforman las células dándolas aspecto de hoz.  De ahí su nombre en inglés.  Sickle Cell anemia significa anemia causada por células en forma de hoz.  Cuando los glóbulos rojos deformes pasan por los capilares provocan dolores muy intensos a los afectados por esta enfermedad.  Mientras haya suficientes moléculas de hemoglobina con oxígeno en las células estas no se deforman.  El problema es cuando se sobrepase un límite de moléculas de hemoglobina que hayan perdido todo su oxígeno.

La anemia falciforme es una mutación genética que se produce de manera espontánea en regiones del mundo donde sea común la malaria.  Una copia del gen protege contra la malaria.  Dos copias del gen y tendrás una vida corta y dolorosa.  Ninguna copia y serás vulnerable a la malaria.  Este es la típica apuesta de la naturaleza para la supervivencia de la especie.  La mitad mejora sus probabilidades de sobrevivir hasta que hayan transmitido sus genes y la otra mitad o bien no tienen ninguna ventaja o bien ven sus posibilidades de supervivencia empeoradas drásticamente.  

Una copia de la hemoglobina falciforme y una copia de la hemoglobina normal impide que Plasmodium, el protozoo que causa la malaria se aloje dentro de los glóbulos rojos.  La hemoglobina deforme junto con la hemoglobina normal es un ambiente nocivo para este parásito.  En la malaria, la saliva de los mosquitos Anófeles transmite el parásito a la persona.  Después de un tiempo sobreviviendo sin síntomas en el hígado, el Plasmodium empieza su fase activa donde infecta a los glóbulos rojos.  Llega un momento en que la concentración de Plasmodium es tan grande en estos glóbulos rojos que estos revientan en masa, así provocando los síntomas de las fases agudas de malaria.  Al no ser capaz de sobrevivir en glóbulos rojos donde la mitad de moléculas de hemoglobina son las falciformes, tener una copia del gen protege de la malaria.  Por eso la mutación que provoca la anemia falciforme se desarrolla espontáneamente donde haya malaria.  Una persona con una copia del gen transmitirá este gen a la mitad de sus hijos.  La mitad verán mejoradas sus posibilidades de supervivencia ya que la malaria es una de las principales causas de mortalidad infantil y serán casi inmunes a esta enfermedad.  La otra mitad de los hijos no verán ni mejoradas ni empeoradas sus posibilidades de sobrevivir ya que no tendrán ninguna copia del gen.

El problema ocurre cuando ambos padres tienen una copia del gen.  En este caso una cuarta parte de los hijos no tendrá ni una copia del gen.  Corre riesgo de morir por malaria antes de hacerse adulto.  La mitad de los hijos tendrá una copia del gen y sus posibilidades de sobrevivir hasta producir descendencia son mucho mejores.  La cuarta parte de los hijos tendrán dos genes de la hemoglobina anormal y desarrollarán anemia falciforme.  El típico compromiso de la naturaleza a la hora de mejorar la especie.  Únicamente la mitad de la población tiene algún beneficio.  En el caso de los desafortunados con ambos genes de hemoglobina anormal, sus posibilidades de llegar a la edad reproductiva son mucho peores.  La mitad se beneficia y la otra mitad no.   La sabiduría de la naturaleza.

La hemoglobina tiene una afinidad reversible con el oxígeno.  Cada molécula de hemoglobina capta hasta cuatro moléculas de oxígeno si la concentración de oxígeno es alta como ocurre en los pulmones.  Cuando la hemoglobina pasa por partes del cuerpo con menos concentración de oxígeno va liberando algunas de las moléculas de oxígeno que había captado hasta que no quede ninguna.  Es en este momento en que la hemoglobina anormal de la anemia falciforme cristaliza provocando esos dolores tan intensos al afectado.  Cuando haya perdido sus cuatro moléculas de oxígeno.

Además de tener afinidad por el oxígeno, la hemoglobina tiene afinidad por el monóxido de carbono.  A diferencia de las moléculas de oxígeno, donde la reacción es fácilmente reversible y en las condiciones del cuerpo humano nunca se aleja del equilibrio, la reacción de la hemoglobina y el monóxido de carbono es irreversible.  Cuando una molécula de hemoglobina capta una molécula de monóxido de carbono, esta molécula permanece atrapada por la hemoglobina hasta que esta sea destruida a lo largo del ciclo de vida del organismo.

En la anemia falciforme, cuando una molécula de hemoglobina anormal atrapa de manera permanente una molécula de monóxido de carbono, esta no adopta la forma de hemoglobina sin oxígeno que cristaliza.  Al no cristalizar la hemoglobina, los glóbulos rojos no se deforman.  Al no deformarse los glóbulos rojos, no se atascan en los capilares y el afectado no sufre dolores insoportables.  No es necesario que haya muchas moléculas de hemoglobina que hayan captado monóxido de carbono para impedir que cristalice la hemoglobina anormal.  Una pequeña proporción de hemoglobina con  monóxido de carbono y ya se evitan los síntomas de esta enfermedad tan dolorosa.

Fumar mejora drásticamente la salud de los afectados de anemia falciforme ya que debido a la combustión a temperaturas relativamente bajas del tabaco, se genera monóxido de carbono.  Cada cigarrillo es una fuente buena, bonita y barata de monóxido de carbono.  Es por eso que es tan aconsejable que los que tengan anemia falciforme fumen.  Se ha demostrado científicamente que por promedio el tabaco acorta la vida unos diez años.  La anemia falciforme acorta la vida mucha más y además los que la padecen tienen muy poca calidad de vida por los episodios de dolor insoportable que soportarán frecuentemente.  Mientras fumen lo suficiente no tendrán más crisis provocadas por los glóbulos rojos deformes atascando los capilares.  Es poco intuitivo que un producto que acorte la vida pueda ser un medicamento milagroso, pero en el caso de la anemia falciforme, fumar cigarrillos mejora drásticamente la calidad de vida y además la prolonga de manera considerable.

Besos,
Batiscafo

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Comments powered by CComment

Directiva de Cookies